Fragmentación, el gran enemigo que impide a Android consolidarse

fragmentacion-el-gran-enemigo-que-impide-a-android-consolidarse

A pesar de que Android domina más del 80% de la cuota del mercado de móviles del mundo, aún tiene un viejo enemigo que no logra quitarse de encima y que le impide posicionarse definitivamente como sistema operativo.

Este proyecto de código libre ha sido bien acogido por muchas marcas en todo el mundo, quienes confían en la estabilidad de este además de su sencillez que le ha permitido ser aceptado por los usuarios de móviles inteligentes.

Android enterró muchas marcas y fue capaz de estandarizar el sistema operativo usado en la gran mayoría de los móviles del mundo. Desplazando a Microsoft, además de los sistemas nativos de Nokia que al final sucumbió a este entorno y del mismo Samsung que no ha podido apartarse de Android.

Pero a pesar de todo este poder, Android aún no ha podido hacer a un lado su viejo enemigo, quien le ha acompañado desde el primer momento que nación y que en un comienzo representó un gran peligro: la fragmentación.

Android y su batalla contra la fragmentación

Estamos en plena era de consolidación de Android, con el lanzamiento de una nueva versión que se supone unificaría la gran mayoría de los dispositivos al usar una misma en todos ellos.

Esto quiere decir que tanto tablets, como PC y demás artefactos pudieran empezar a tener como sistema operativo Android Nougat 7.1, el cual fue anunciado con bombos y platillos antes de la conferencia realizada el pasado 4 de octubre y que trae consigo grande sorpresas en los dispositivos Pixel y Pixel XL.

Pero a pesar de esto, hay más dispositivos con Android Gingerbread que con Nougat, un grave panorama que puede impedir el avance de este sistema operativo en todo el mundo frente a sus competidores más cercanos.

Aproximadamente más del 34% de los usuarios en todo el mundo aún acogen Lollipop, mientras que Kikat está presente en el 25% de los dispositivos, superando a Marshmallow que solo tiene el 24% de la cuota del mercado.

Más abajo ha quedado Gingerbread con un 1,3%, una versión de Android que en el pasado ocupaba una gran cuota del mercado mundial de dispositivos pero que aún es mayor que Nougat que solo tiene el 0,1%

Hasta la fecha, solo Sony, Samsung y Huawei han liberado las versiones utilizables en sus dispositivos de alta gama, por lo que muy pocos usuarios han podido acceder a esta reciente versión de Android.