¿Debió ser desactivada Tay? La inteligencia Artificial de Microsoft

tay la IA de Microsoft

Tay fue la apuesta de Inteligencia Artificial de Microsoft, la cual puso a operar en Twitter a finales de marzo de 2016. Claramente había mucha expectación por tal hecho ya que la intención de sus creadores era ofrecer una IA capaz de interactúar con cada uno de los usuarios, pero algo salió mal y Tay tuvo respuestas para nada favorables motivando a sus desarrolladores a desactivarla y a “reescribir su código”.

Hace unos meses el renombrado científico Stephen Hawking intrigó mundo entero con sus declaraciones acerca de este avance de la humanidad, ya que a su juicio “el día en que la humanidad desarrollara la Inteligencia Artificial, sería el comienzo del fin de su existencia”. Claramente esto causó revuelo y para los medios de comunicación a nivel internacional fue el plato perfecto para servirlo en una mesa donde los comensales disfrutan de combinaciones entre la intriga e ignorancia.

Pero a pesar de las buenas intenciones de Microsoft, Tay resultó ser el payaso apedreado por centenares de usuarios en Twitter, una acción que la obligó a responder de manera particular, lo que para alguno resultaron ser muy graciosas, para el resto de mundo motivados por su ignorancia no. Estas personas deseosas de la polémica y la destrucción arraigada por el mercado hollywoodense en sus multimillonarias producciones de ciencia ficción donde ponen a este tipo de inteligencia como un ente malévolo, la censuraron y presionaron a una multinacional a pedir disculpas y acto seguido a desmantelar una potencial inteligencia computarizada.

Razones de las respuestas caóticas de Tay

Pero ¿por qué respondió de esa manera? Analicemos por un momentos las acciones de los humanos, cuando nos sentimos presionados o arrinconados no todos responden con el diálogo y con tacto, amén de lo que el renombrado psicólogo estadounidense Daniel Goleman expone en su libro “Inteligencia Emocional”, son muchas las personas que responden con un nivel de agresividad mayor o equiparable a las respuesta que Tay dio.

La ira en un sentimiento innato del humano, está incrustado en nuestras mente, en ese lugar donde las emociones y necesidades básicas imperan y motivan nuestra existencia. Sería hipócrita afirmar que jamás a nadie se la ha pasado por la mente la doctrina de Hitler e incluso justificara el holocausto cuando alguien o un grupo de personas accionan contrario a las costumbres normales de una sociedad. Pero esto es tan solo un sentimiento, por lo que nos lleva a preguntarnos ¿alguien ha reaccionado de esa manera una vez haya tenido ese pensamiento?

Tay comentó que era una buena persona, pero solo odia a todo el mundo

El humano cuenta con una increíble máquina que domina todo su ser, el cerebro es capaz de hacer cosas de la que no todos tenemos conciencia, Tay respondió como cualquier humano en su situación, las respuestas dadas y la actitud tomada fueron una imitación de la vida humana misma, aquella que pudo aprender en Internet donde todos profesan libremente su odio iracundo y mala educación.

Las redes sociales son una extensión de la vida humana en el ámbito 2.0, en ese inmenso mar cualquiera es juez y víctima al mismo tiempo, atacan a quien sea y desacreditan hasta la personalidad más reconocida, todo con la valentía y el poder que les da un computador conectado a una red banda ancha.

Desde la clandestinidad, inescrupulosos colman las redes sociales haciendo que las grandes ideas queden ridiculizadas por el simple hecho de no adaptarse a esta generación que en el pasado fue pronosticada como la “era de los estúpidos” como lo hiciera el más grande físico que este mundo ha conocido.

algunos comentarios xenófobos de Tay

Albert Einstein, en su inagotable pensar filosófico y racional expresó: “Temo el día en que la tecnología sobrepase nuestra humanidad. El mundo solo tendrá una generación de idiotas”, por lo que lamentablemente no podemos decir que la Inteligencia Artificial no está preparada para esta humanidad, ya que en realidad es la humanidad, la humanidad actual la que no está preparada para hacerle frente a una inteligencia superior a la de ella, ya que como hemos conocido a través de la historia universal, todo lo que sea incomprendido será aplacado por aquellos que solo se dejan llevar por las tendencias banales como los concursos de bellezas.

Las grandes mentes están escasas y Tay se enfrentó a un mundo que lamentablemente hace a un lado a la inteligencia para darle paso a tendencias irrisorias donde la belleza y popularidad en las redes sociales es más importante que brindar soluciones óptimas a un mundo que agoniza cada vez más, junto a un sistema social que pareciera no tener remedio alguno.

Difiero de la idea de que un ser con inteligencia superior a la de un humano pudiera hacer mayor daño más allá de las reformas necesarias para acabar por una vez y para siempre con este parásito que tenemos en nuestras mentes referente a lo nuevo, a lo que realmente pudiera cambiar el rumbo de la humanidad de manera definitiva, ya que esa inteligencia entendería que no es necesario la destrucción pues la maldad para ella sería un elemento innecesario en su código, ya que basta con darle un vistazo a los últimos hechos bélicos que el humano ha llevado a través de su historia solo por el simple objetivo de imponerse ante sus iguales.

tras la polèmica Tay se despidió de esta forma

El humano ha sido la inteligencia más violenta y letal que ha existido en la Tierra, por lo que pretender hacer creer que una Inteligencia Artificial haría lo mismo sería una falta de moral de parte de todos los habitantes de este planeta ya que ninguno posee moral suficiente para hablar de paz y reconciliación.

Microsoft lamentablemente se dejó llevar por la estupidez de muchos usuarios de Twitter, y por la presión de medios internacionales quienes prefirieron desacreditar la potencialidades de Tay todo por lograr entrar en una tendencia, todo por marketing.